Con la tecnología de Blogger.

La fiebre del Slouchy


No caeré en la moda de los slouchy, dije. He caído en la moda de los slouchy, digo.

Y que gran descubrimiento han sido. Si no quería caer en la moda, no era por nada malo, sino por el simple hecho de que pensaba que era un vaquero que no me favorecería y que me haría más rellenita. Pero estaba muy equivocada, y al final va a ser cierto eso de que, hasta que no lo pruebas, no sabes si te gusta. Quizás después de tenerlos, se hayan convertido en unos vaqueros que ponerme en cualquier momento, cómodos y muy versátiles. 

Si como a mi, te asaltan las dudas antes de comprarlos, te doy un par de tips que harán que te decidas.

- Son de tiro alto, por lo que estilizan un montón haciendo la tripa plana.
- Además, tienen la cintura bastante ancha, por lo que logran el efecto contrario, pareceremos más delgadas.
- Siempre se llevan con dobladillo en el bajo, es una forma de que luzcan con más estilo.
- Y lo mejor de todo, puedes llevarlos con deportivas, tacones e incluso botas y botines para las más atrevidas.

¿Ya estás camino de la tienda? Están volando. La marca que más los ha popularizado es Zara, como es habitual en prendas virales. En muchas tiendas, algunas tallas, modelos y colores, están agotados. Yo tuve la suerte de encontrarlos en Alicante, fue llegar y quedaban solamente dos. Los que llevo son el modelo más básico, en color azul claro, de cintura normal. Desde que los compré, los he llevado mucho con deportivas para hacerlos más casuales, pero para probar su versatilidad y volverlos más elegantes, el sábado les añadí unos zapatos de tacón en color marrón para ver que tal quedaban. Fue el look que llevé al evento Bloggever, seguro que ya me visteis por Instagram.

Los zapatos son de nueva temporada, de Desireé, los zapatos de los que casi siempre os hablo por su comodidad, de verdad que son tan cómodos, que es como no llevar tacones. Tienen la altura perfecta para evitar dolores de espalda, la plantilla es blandita y súper cómoda, y son súper flexibles. Los combiné con un bolsito también en color marrón de Baginning, una web que tiene infinidad de bolsitos de todas las formas, colores... Os juro que me pasé horas hasta decidirme por este. Es súper práctico y aunque no es muy grande, cabe lo imprescindible. 

El resto del outfit son básicos también de Zara, un top negro y una americana de traje sin solapas. 

¿Os gusta el look de hoy? Y que no cunda el pánico, no me he cortado el pelo.

Feliz semana, besotes. ❤️











pantalones: zara
top: zara
americana: zara
Con amor,
P.

Vestidos de Otoño by Noracora


El Otoño no está reñido con lucir vestidos bonitos. Los colores cálidos reinan en nuestro armario y combinados con negro, es un gran acierto para la estación en la que estamos. Como durante el día estamos teniendo momentos de sol, podemos aprovechar aún nuestros vestidos favoritos para después, combinarlos con una cazadora y continuar el resto del día.

Para romper con el verano y lograr el aire que queremos darle al vestido, nada mejor que combinarlo con unos botines o botas y como os decía, complementos oscuros que resten claridad al look. Yo me he decantado por unos de tacón en charol y con detalles dorados, al igual que el bolso y el cinturón. La verdad es que el bolso fue una compra estupenda, no sabéis las veces que lo he usado en las últimas semanas.

El vestido es la parte importante del outfit, es de Noracora en color beige y con un aire bohemio que me encanta. El escote es en pico, con botones y lazos, además de llevar volantes en las mangas y en el bajo, lo que le da un aire aún más vaporoso. 

¿Os gusta el look de hoy? ¿Utilizáis aún algún vestido de verano?

Feliz semana, besotes. ❤️





botines: lefties
bolso: primark
cinturón: gucci
Con amor,
P.

Home by Hunkemöller


Llegar a casa, ponerme el pijama, hacer la cena y tomarme un vaso de leche. Quizás esta sea una de las rutinas que más repito a lo largo de la semana. Ese instante al final del día en que terminas todo lo que tenías que hacer y es tiempo de relajarse, es uno de mis momentos favoritos y seguro que el de muchos de vosotros también. Soy de las que me gusta estar bien en casa, con bien digo a que no soy la típica persona que está con su peor ropa por el simple hecho de estar a gusto, me gusta verme bien y es por eso que tengo muy en cuenta la elección de los pijamas que uso.
Confieso que en verano soy muy de camisetas de chico, es algo muy cómodo y que al final por mi altura, casi podría considerarse un camisón. Me parecen muy cómodas y fresquitas. Además como viajo mucho, también suelo llevar pijamas cortitos, como este de Hunkemöller que podéis encontrar aquí en su web. Ya os he hablado de la web en muchas ocasiones y os he enseñado algún que otro conjunto de lencería, además de tener infinidad de ropa interior donde seguro encontraréis vuestro sujetador ideal. Ropa de deporte, bikinis... Hasta lencería sexy para las más atrevidas, en la web podéis encontrar de todo.

El pijama que llevo en esta ocasión es de pantalón corto y camiseta de tirantes, para aprovecharlo aún en esas noches en las que aún no hace frío. Su fondo tiene un color rosa palo y está lleno de flores de colores pastel. El pantalón lleva un lacito para adornar y al top se le pueden regular los tirantes para que nos quede perfecto.

¿Os gusta? ¿Vosotras sois de pijamas bonitos?

Feliz semana, besotes. ❤️




Con amor,
P.